¿El secreto para aumentar la confianza en Dios? Invoca el Nombre de María…

virgen-maria-sostiene-nino-jesus-brazos-fondo-verde-120916

Veneramos a María porque es la muy amada de Dios-Padre que la ha predestinado para ser la Madre del Hijo y la ha colmado de gracias…

En hebreo, el nombre de María es Miryam. En el tiempo de la Virgen, el arameo era la lengua hablada, y la forma del nombre entonces en uso era Mariam.

María siempre nos apunta la dirección hacia Dios, es la que nos recuerda su bondad infinita. Ella nos ayuda a abrir el corazón a los caminos de Dios, y a donde quiera que Él nos pueda llevar. Honrada con el título de “Reina de la Paz,” María nos anima a colaborar con Jesús en la construcción de una paz basada en la justicia, una paz que respete los derechos humanos fundamentales y religiosos de todos los pueblos.

“María significa iluminado, porque Ella dio a luz a la Luz del mundo. En la lengua siríaca, María significa Señora”. (San Isidoro de Sevilla)

Invocar el Santo Nombre de María para aumentar la confianza en Dios

María significa “la muy amada”

El nombre de María significa “la muy amada” Veneramos a María porque es la muy amada de Dios-Padre que la ha predestinado para ser la Madre del Hijo y la ha colmado de gracias, privilegiada y excepcionalmente predestinada y bendecida.

María es “la muy amada” de Dios-Hijo, ejemplo de amor, obediencia y sumisión a su Madre (Lc.2,51). La mantuvo con su trabajo, ayudando a S. José. Llenó el corazón de su Madre de enseñanzas divinas (Lc.2,19).

María es “la muy amada” de Dios-Espíritu Santo que la cubrió virginalmente en su concepción y la hizo Virgen y Madre. (Lc.1,35)

María significa “la Señora”

María es “Señora” porque es Reina, al participar de la Realeza de Cristo. Por eso, la Iglesia la invoca con la súplica: “Dios te salve Reina y Madre…”

María significa “Mar amargo”

María es “Mar amargo” desde la presentación de Jesús en el templo. Simeón profetiza que Jesús será “signo de contradicción” y que una espada de dolor atravesará el corazón de la Madre (Lc. 2,34) “Mar amargo” que culminará en la calle de la Amargura y en el Calvario donde la Madre será testigo de la muerte atroz del Hijo (Jo. 19, 25-28)

María significa “Estrella del mar”

María es la “Estrella del mar” que nos marca la ruta hacia el puerto definitivo de salvación, que nos orienta y nos salva de las tempestades.

María significa “Esperanza”

“Yo soy la madre de la santa esperanza” (Ecl.24,24). María es la Madre de la esperanza porque es la Madre de Dios y, consecuentemente, nuestra Madre, siempre dispuesta a ayudar a sus hijos ante su Hijo. Por eso, nos apoyamos en Ella, confiamos en Ella y lo esperamos todo por medio de Ella.

Oración a María

Espíritu Santo, Tú modelaste a María dándole un corazón puro, toda ternura, toda compasión, todo amor; por esto le decimos siempre en la Salve: “Oh Clementísima, oh Piadosa, oh Dulcísima Virgen María. Danos la gracia que después de haber participado en esta tierra de su inmensa ternura de Madre y después de haberla amado con inmenso cariño de hijo, podamos contemplarla con gloria en el Cielo. Amén”.

Bajo tu amparo nos acogemos, Santa Madre de Dios; no deseches las súplicas que te dirigimos en nuestras necesidades; antes bien, líbranos de todo peligro, oh Virgen gloriosa y bendita. Ruega por nosotros santa Madre de Dios, Para que seamos dignos de alcanzar y gozar las promesas de nuestro Señor Jesucristo.

Amén.

 

Redacción por Qriswell Quero | PildorasdeFe.net, Meditación extraída de la Revista “El Man está vivo” del Padre José Alberto Linero