San Etelberto de Kent. Primer Rey convertido a la fe por San Agustín…

24-02-san-etelberto-rey-de-kent-convertido-por-san-agustin

San Etelberto fue Rey de Kent Convertido al cristianismo por San Agustín. Impulsó a la conversión sin imponer la fe…

San Etelberto fue rey de Kent desde aproximadamente el año 580 ó 590 en adelante hasta su muerte. Fue el primer rey convertido al Cristianismo por el mismo San Agustín de Hipona trayendo gran parte de su población a la fe cristiano. San Beda, describe a Etelberto como el tercer rey en mantener el imperio sobre otros reinos anglosajones. Etelberto gobernó durante cincuenta y seis años, fundando las abadías de la Iglesia de Cristo, San Pedro y San Pablo en Canterbury y la de San Andrés en Rochester

Fiesta: 24 de febrero

Martirologio Romano: En Canterbury, en Inglaterra, san Etelberto, rey de Kent, que fue el primero de los príncipes de los anglos convertido a la fe en Cristo por el obispo san Agustín (616)

Biografía de San Etelberto

San Etelberto era un pagano de nacimiento, hijo de Eormenric, a quien sucedió como rey. Él hizo un intento infructuoso de arrancarle la postura de Bretwalda al rey Ceawlin de Wessex, sin embargo, terminó casándose con Berta, una princesa cristiana, hija de Chariberto, rey de los francos, construyendo así una alianza con el estado más poderoso de Europa occidental contemporánea; el matrimonio tuvo lugar, probablemente antes de que Etelberto llegara al trono.

Este prestigio le permitió reclamar el título de Bretwalda después de la muerte de Ceawlin. Por su condición de cristiana, él le dio Bertha, quien había traído con ella a su capellán Liudhard, la antigua Iglesia romana de San Martín en su capital de Canterbury, para que realizara allí su culto.

La influencia cristiana de Berta puede haber dado lugar a la decisión del Papa Gregorio I de enviar a San Agustín como un misionero de Roma.

Agustín aterrizó en la isla de Thanet en el este de Kent en 597. Etelberto conoció de inmediato a Agustín debajo un roble, creyendo que de esta manera, podría disipar toda la magia que los cristianos podrían intentar.

San Etelberto conservó sus creencias paganas por algún tiempo, pero luego al ver la nobleza de y buena voluntad de los monjes les dio una casa y les permitió predicar libremente.

Fueron muchos los que se convirtieron debido a esto y San Etelberto tampoco pudo resistir al amor del Señor, se convirtió al cristianismo, aceptó el bautismo en el año 601, y a partir de allí, se establecieron Iglesias, y una conversión al cristianismo a gran escala comenzó en el reino.

San Etelberto comenzó a ser más suave y servicial hasta con sus propios sirvientes. Un poderoso rey transformado por el amor de Dios, llevó el mensaje de fe y esperanza a todo su pueblo.

Proporcionó la nueva Iglesia con la tierra en Canterbury, una Iglesia que llegó a ser conocido más adelante como la Abadía de San Agustín.

San Etelberto escribió el código de leyes de Kent, el código escrito más antiguo en cualquier lengua germánica, instituyó un complejo sistema de indemnizaciones muy exigentes por daños a la Iglesia.

El reino de Kent era muy rico, con fuertes vínculos comerciales con el continente y, puede ser que Etelberto instituyera el control real y justo del comercio. Por primera vez después de la invasión anglo-sajona, las monedas empezaron a circular en Kent durante su reinado.

Su muerte

San Etelberto murió en el año 616. Él llego a ser venerado extraoficialmente en Canterbury y se dice que muchos milagros ocurrieron allí.

Fue sepultado luego en la Iglesia de San Pedro y San Pablo, donde descansaban los restos de la reina Santa Berta y San Liudardo.

Más tarde, San Etelberto fue canonizado por su papel ejemplar de establecer el cristianismo entre los anglosajones, al igual que su esposa e hija.

 

PildorasdeFe.net | Biografía de Santos y Beatos